Una nueva escolar atendida tras sufrir una reacción adversa a la vacuna contra el Papiloma Humano

Una de las jóvenes recibiendo tratamiento en una clínica privada

Enrique Soler

Una niña de 13 años de edad tuvo que ser atendida en el Servicio de urgencias del Hospital Comarcal del Noroeste, tras sufrir una reacción adversa al aplicarle la segunda dosis de la vacuna contra el Papiloma Humano. La joven que tras recibir la segunda dosis del programa en el IES San Juan de la Cruz, fue trasladada al servicio de Urgencias por miembros de la directiva del centro, tras sufrir fiebres y mareos. Tras realizarle una exploración los médicos le dieron el alta y le recomendaron a los padres que la tuvieran en observación, según expresó el padre de la joven a este diario. El gerente del área IV, Pedro Pozo hizo un llamamiento a la calma manifestando “no debemos de crear una alama social, todas la vacunas producen reacciones”.  A última hora de ayer la niña se encontraba bien de salud y no manifestaba ninguna reacción adversa. Las alarmas saltaron debido a que tres jóvenes de la localidad tuvieron que ser hospitalizadas al recibir la primera dosis de dicha vacuna, hace un mes aproximadamente y aun no se han recuperado.

Tras los casos de las tres niñas de 13 años edad que sufrieron una reacción adversa tras serles suministrada la vacuna contra el Papiloma Humano, la directiva del centro de Enseñanza Secundaria Ginés Pérez Chirinos, tomaba  la decisión de no continuar suministrando la vacuna en el centro. La directora del Chirinos, María José Segura manifestó que el centro no continuará con el acuerdo que tienen suscrito la Consejería de Educación con la Consejería de Sanidad, asimismo matizó «vamos a pasar al alumnado una carta que nos ha remitido el centro de Salud, para que las niñas que lo deseen, acudan a dicho centro de Salud, acompañadas de sus padres o tutores, para que les sea suministrada la vacuna». Por el contrario el director del IES San Juan de la Cruz, Isidro de la Ossa expresó que «el centro continuará con la campaña de vacunación, hasta que la Consejería de educación no informe de la contrario, siempre con la autorización de los padres de las alumnas». Esta misma semana esta programado que más de un centenar de adolecentes reciban la segunda dosis de la vacuna.

La consejería pide calma

El director General de Salud Pública, Francisco García enviaba una carta a los centros de enseñanza en la que comunicaba que, “hasta la fecha se ha descartado gravedad y que el cuadro clínico, que tuvo lugar horas después de la vacunación, tiene buena evolución y respuesta al tratamiento sintomático”, con respecto al caso de las tres niñas caravaqueñas. Tanto desde la Conserjería, como desde la Gerencia del Área IV se ha enviado un mensaje de tranquilidad y se ha insistido en “el mantenimiento de las políticas de vacunación tal y como se viene haciendo hasta ahora”.

Las familias quieren una solución

 

«Yo solamente quiero saber que le pasa a mi hija, y cuando se va a curar», así de tajante se mostraba Mavi Ludeña, madre de una de las niñas afectaba y portavoz de las tres madres, cuyas hijas aun continúan convalecientes tras sufrir la reacción adversa a la vacuna del Papiloma, cuando les fue suministrada la primera dosis, el pasado 18 de noviembre. Los familiares han mostrado su descontento porque ni en la carta que recibieron de la Consejería, ni en la autorización que firmaron previa a la suministración de la vacuna, se les advertía de las reacciones que podía causar la aplicación de fármaco. La portavoz que en todo momento agradeció el trato recibido,  tanto del servicio de urgencias como de pediatría del Hospital Comarcal del Noroeste, mostró su incertidumbre al no saber cuando terminará esta complicada etapa que están viviendo sus hijas, «ellos nos dicen que es psicológico, pero nuestras hijas entraron en perfecto estado de salud y aun no han podido volver al colegio». Las tres niñas continúan, un mes después convalecientes, una de ellas está siendo atendida en una clínica de fisioterapia de la ciudad para recuperar la movilidad de una de las piernas, tras sufrir una contractura de los fuertes temblores sufridos, según explicaba la madre de la niña afectada. Los padres se han puesto en contacto con la Asociación de Afectadas por la Vacuna del Papiloma AAVP.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Caravaca. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Una nueva escolar atendida tras sufrir una reacción adversa a la vacuna contra el Papiloma Humano

  1. Entiendo y muchísimo a la madre, es un sinvivir eso que suele ocurrir

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s